Tag Archive

Tag Archives for " fotografias online "

Aprende a vender fotografías online

Hacer dinero vendiendo tus fotografías a través de internet

es la mejor manera para sacar un rendimiento económico y disfrutar de tu pasión al mismo tiempo.

Aprende vender fotografias online

Aprende a vender fotografias online

Estoy seguro que si eres un aficionado a la fotografía has oído hablar de otros fotógrafos que ganan dinero vendiendo sus fotos por internet y que algunos incluso viven de ello. Evidentemente la idea te sonará idílica.

Aunque la mayoría de los fotógrafos que conozco se han planteado, en algún momento, vender sus fotos online y tratar de sacar un dinero extra. Son muy pocos los que se lo han intentado y mucho menos los que se lo han tomado en serio y han tratado de lograrlo.

Muchas veces tendemos a infravalorarnos, la ignorancia, la pereza o la poca iniciativa son nuestro mayor freno y diluyen cualquier posibilidad de éxito por nosotros mismos.

Durante estos años he escuchado mil y una excusas: Que no se vende nada, que los ingresos son tan poco que no merece la pena, que mis fotos no son suficientemente buenas, que las comisiones que se pagan son bajísimas, que si la cámara no es suficiente buena… Al final, quien busca limitaciones, siempre las encontrará.

La realidad es que en los últimos años, los precios de las cámaras digitales han bajado tantísimo que cualquiera puede acceder a una cámara con la que unos años atrás soñaba tener un profesional.

Hoy en día hay cámaras Reflex, mirrorless, compactas o incluso Smartphones que permiten a cualquier usuario amateur producir fotos increíbles. El equipo que utiliza cualquier aficionado a la fotografía en el 2017 es más que suficiente para hacer fotos de una calidad superior a los requisitos mínimos de las agencias de microstock.

Por lo tanto, generar dinero vendiendo fotografías por internet se ha puesto al alcance de la mano de cualquier fotógrafo aficionado. La excusa de que no se dispone de un equipo suficientemente bueno ya no es válida.

Está claro que, con un equipo mejor, se disfruta mucho más de la fotografía y se pueden realizar mejores imágenes que con un equipo fotográfico con menos prestaciones. Eso nadie lo discute. Pero las limitaciones, casi siempre, vienen del factor humano.

Al viajar, cada vez es más normal encontrarse a otros viajeros que van equipados con cámaras profesionales que disfrutan de la pasión por la fotografía. De hecho, yo soy uno de ellos y debo reconocer que me encanta.

Muchas veces, en hostales o por la calle, me he encontrado con otros viajeros que, al ver mi cámara, se me han acercado a preguntarme cualquier cosa sobre ella. Que si me gusta, que si el peso no es demasiado, el objetivo que llevo puesto, la velocidad de enfoque…

Hace unos años el que preguntaba a los otros viajeros era yo. Algunas veces por curiosidad, porque estaba viendo a un tipo que tenía una cámara o un objetivo que me interesaba, otras veces por entablar conversación y algunas muchas otras, porque tenía de la envidia al ver sus equipos y compararlos con el mío.

Yo no podía permitirme el dinero que costaba la cámara que quería, ni los objetivos, ni el flash, ¡ni siquiera la bolsa con la que lo transportaban! Por suerte, pude revertir la situación y ahora tengo el equipo fotográfico “que quiero” y me dedico a la fotografía casi diariamente.

¿Cómo lo he hecho?

La respuesta es mucho más simple de lo que crees: Vendiendo las fotos que hago.

Con perseverancia y sin rendirme nunca.

Hace poco más de cinco años empecé a vender fotos por internet a través de las agencias de microstock. Bancos de imágenes que luego venden las imágenes a agencias publicitarias y que me pagan una comisión por cada vez que lo hacen.

Un amigo que para esa época estudiaba publicidad me habló de ello y en seguida la idea me cautivó. Poder ganar dinero haciendo fotos me abría la puerta a la libertad. Viajar, no depender de un trabajo… En mi cabeza todo era posible si podía ganar dinero a través de internet con mis fotografías. Poco a poco empecé a conseguir que mis imágenes fueran aceptadas y comenzaron a caer las primeras ventas.

Al inicio, no suponían más que unos pocos euros al mes, tardé casi un año en poder cobrar mis primeras ventas, ya que las agencias tienen un mínimo de pago a sus colaboradores.

Durante mi primera etapa fui totalmente a ciegas, subía las fotos que suponía que se venderían y esperaba que sucedieran las ventas de manera milagrosa.

No prestaba atención a las fotos que se vendían, a las palabras clave, a los distintos tipos de imagen y licencia, a centrarme en las principales agencias y olvidarme del resto… Si lo pienso ahora, con la perspectiva del tiempo y la experiencia adquirida… ¡Me echo las manos a la cabeza!

Tenía clara una cosa: Las fotografías me iban a generar ingresos pasivos, dinero que entraría a mi cuenta incluso mientras yo durmiera, con lo que insistir en ello hasta lograrlo siempre fue mi única opción. Y a pesar de tener unos resultados nefastos durante muchísimo tiempo, no desistí.

Cuando llevaba más de un año con el tema, habiendo ganado una miseria, tuve la suerte de coincidir con un fotógrafo en una cena. Un profesor de un instituto que me explicó que él también vendía fotos en agencias de microstock.

Era la primera persona que conocía que se dedicara a ello. Llevaba ya varios años, y como yo, había aprendido por su cuenta, como podía. Pero sus resultados eran muy distintos a los míos. El tío además de tener un equipo fotográfico increíble, se pagaba la hipoteca con la venta de las fotos online, y todavía le sobraba para pagarse un viaje durante las vacaciones cada año con su mujer y con el sobrante de ese año se acababa de comprar una moto.

¡Se me cayeron los huevos al suelo! Reconozco que esa vez sí que me morí de envidia. No entendía qué era lo que estaba haciendo yo tan mal como para que nuestros resultados fueran tan dispares. Si yo incluso le dedicaba más tiempo que él.

Me pasé toda la noche atosigándole a preguntas, con la suerte de que el tipo era muy buena gente y se ofreció a enseñarme cómo lo hacía. No solo eso, se ofreció como mentor y yo acepté encantado.

¿Necesitas que te enseñe cómo empezar a vender fotos?

Apúntate al Curso Genera Ingresos Online con tus Fotografías y te voy a enseñar paso a paso cómo comenzar a vender fotos online como un profesional. Para que no pierdas el tiempo y asegures tu camino al éxito.

CÓDIGO DE 40% DE DESCUENTO ACTIVO "FOTODINERO40"

En los siguientes días quedamos un par de veces y me empecé a dar cuenta de mis errores, eran elementales, pero si no hubiera encontrado quien me guiara, habría seguido haciéndolos indefinidamente.

Desde entonces, cada vez que tenía alguna duda acudía a él, me fijaba en su trabajo y entendí qué tipo de fotografías era en las que debía centrarme. Comencé a afinar mi ojo y a generar únicamente contenido que se vendiera.

Al poco tiempo vi los resultados. Pasé de cobrar una vez al año a cobrar de alguna agencia cada mes, de alegrarme cada vez que tenía una descarga en un día a preocuparme cada día que tenía menos de 5 descargas diarias.

Entendí el camino y, sobretodo, el error que cometí. Creerme que yo solo podía. Que era mejor que el resto y que por mi cuenta me abriría paso sin necesidad de ayuda, en un mercado internacional como el de las fotografías de Stock.

Siempre tuve muy claro qué era lo que quería hacer y que los resultados iban a aparecer a largo plazo, que no iba a ser mi actividad económica principal. Pero si no hubiera encontrado a este fotógrafo, creo que no hubiera llegado a donde estoy ahora.

Al cabo de un tiempo, algunos amigos míos a los que les gustaba la fotografía, al ver mi relativo éxito, decidieron empezar también a vender fotos online. La mayoría de ellos tuvo el mismo resultado que tuve yo en mis inicios, pero con la diferencia que abandonó. Algún otro sigue, en sus inicios me preguntaba mucho, investigó y persistió, copió mi ejemplo y, poco a poco, consiguió buenos resultados con sus ventas. Uno de ellos, actualmente, gana más que yo mismo y ha hecho de la venta de fotos online su método de vida. Es un crack. Viaja sin parar, toma fotos increíbles y disfruta de su profesión.

Fue justamente ésta experiencia la que me motivó a iniciar Fotodinero.com. Quería enseñar a otros fotógrafos el camino correcto para vender sus imágenes sin que cometieran los mismos errores que yo. Encontré algo en lo que realmente podía aportar.

Porque, al final, la mayoría de las cosas las probamos una vez, y si nadie nos dice cómo hacerlas bien, las haremos mal y desistiremos.

Después de muchos correos con preguntas de los lectores, me he dado cuenta que la mayoría tiene los mismos problemas y se atascan en los mismos puntos.

También me he dado cuenta de que es necesario tener a alguien de quien aprender para hacer las cosas correctamente. Que no es lo mismo hacerlo solo que hacerlo de la mano de otro que ya ha pasado por ello y puede enseñarte el camino.

Fue por eso que me decidí a escribir el primer curso para aprender a vender fotos online en lengua castellana. Me ha llevado casi 6 meses y han sido más de 160 páginas, pero he creado un producto con un resultado final del que me siento muy orgulloso.

Con el curso Genera ingresos online con tus fotografías he conseguido que cualquier usuario con unos mínimos conocimientos fotográficos termine ganando dinero vendiendo sus fotos por internet. Sin necesidad de tener conocimientos previos sobre la venta de fotos online.

El curso lo he preparado por módulos para que sea muy ameno y se aprenda por etapas, desde los registros con las agencias, hasta la creación de las fotografías que mejor se venden.

Como quería hacerlo muy completo, he conseguido involucrar a Marcelo de la Torre, un reputado fotógrafo profesional especializado en microstock, para que imparta 2 Masterclass exclusivas para los alumnos del curso. De esta manera, los participantes van a tener más de un punto de vista.

Además, he puesto a disposición soporte técnico directo conmigo para solucionar los problemas que vayan surgiéndole a los alumnos durante el curso.

Lo he hecho asequible para todo el mundo, asegurándome que cualquier alumno va a recuperar su inversión en poco tiempo con las mismas fotografías que venda. Y como no quiero ganar dinero de gente que no esté 100% satisfecha, he puesto en el curso una garantía de devolución. Con lo que, si una vez comprado el curso decides que no es para ti, te devuelvo el dinero del mismo.

¿No crees que ha llegado ya el momento de aprender a vender fotografías por internet como un profesional?

Si quieres acceder al curso Genera ingresos online con tus fotografías haz click aquí.

Genera ingresos online con tus fotografías

Si quieres conocer los detalles del curso, el temario y el precio en oferta haz click en el botón.